ESTA ES UNA EDICIÓN PARCIAL DE LA INFORMACIÓN DE EL DIARIO DE LA TARDE... LA INFORMACIÓN COMPLETA EN LA EDICIÓN IMPRESA...

16 de febrero de 2017

LECTURA POLÍTICA Por Noé Mondragón Norato

LECTURA POLÍTICA
Noé Mondragón Norato

Sofío y Ríos Piter: doble moral
Con un intervalo de un año y dos meses, el PRD en Guerrero se quedó sin sus dos senadores. Así, el aguirrista Sofío Ramírez Hernández, decidió salir de ese partido el 15 de diciembre de 2015. Enarboló convenencieramente, el discurso de la sociedad civil: “es tiempo de dar paso a la fuerza de los ciudadanos”. Y el zeferinista Armando Ríos Piter, le siguió los pasos ayer. Les dio su efusivo Día del Amor y de la Amistad, a los miembros de la tribu los chuchos de Nueva Izquierda (NI). El discurso giró esta vez, en torno a “la dinámica tóxica alrededor del dinero público. Hay que ir en contra de ese sistema que usa carretadas de dinero para llegar al poder".  Todo lo anterior guarda sus propias lecturas. Hay que pulsarlas para entenderlas.
LA DOBLE MORAL.- Si se mira bien, la renuncia a las filas perredistas del senador Armando Ríos Piter –al igual que la de Sofío-, ocurrió en un contexto de exclusión en el reparto del poder perredista. Y entonces, ambos le apuestan a las candidaturas ciudadanas para la elección de julio de 2018. Pero guardan sus propios demonios. Y se leen así: 1.- Tanto Ríos Piter como Sofío Ramírez, ya tuvieron su chance para demostrar con resultados, su plusvalía política y electoral. Pero ambosfracasaron de calle. No pueden llegar hoy a pedir de nueva cuenta el voto ciudadano, camuflados bajo el disfraz de oveja, pero llevando un lobo dentro. Sofío ya fue alcalde de Tlalixtaquilla, dos veces diputado local, una federal y senador. Lo favorecieron dos cosas: el padrinazgo político del ex gobernador Ángel Aguirre Rivero. Y la dinámica perniciosa de la cultura del acarreo, la retórica discursiva y la compra del voto. Armando logró encaramarse como diputado federal gracias a la fuerza política del zeferinismo. Disputó la candidatura a gobernador en 2010. Y al no lograrla, le cedieron el primer lugar de la fórmula perredista al Senado. Pero ninguno midió su gestión legislativa con resultados. Al contrario: votaron a favor delgasolinazo. Tienen más deudas que simpatías con los guerrerenses. Y como acreedores del voto, ya están muy desgastados.2.- Tanto Sofío Ramírez como Ríos Piter, intentaron meterse a la pelea perredista por el gobierno estatal en la elección del 7 de junio de 2015. Al primero de ellos, lo golpeó con fuerza la infame desaparición forzada de los 43 estudiantes de Ayotzinapa durante los sangrientos hechos de Iguala. En automático, quedó fuera. Y Ríos Piter, encabezando todas las encuestas en ese momento, decidió extraña y sospechosamente, renunciar a convertirse en candidato del PRD. De haberse quedado y registrado para dicha contienda electoral, en este momento sería el gobernador de la entidad. Pero se observó tibio y pusilánime. Es como si deliberadamente, le abriera la cancha al entonces candidato del PRI y actual mandatario estatal, Héctor Astudillo. Con esos antecedentes: ¿sería confiable como eventual candidato ciudadano para la elección de julio de 2018? 3.- La renuncia de Ríos Piter, afectará el proyecto al Senado de la república, de la ex candidata a gobernadora por ese mismo partido y actual secretaria general del CEN del PRD, Beatriz Mojica Morga. Así como lo hizo en la elección de gobernador cuando de plano, Ríos Piter optó por sentarse y no sumarse a la campaña electoral. Y Mojica Morga, lejos deabonarle al crecimiento de su liderazgo, lo ha dejado caer notoriamente a lo largo de la entidad. Pero sobre todo en la región Tierra Caliente. Bety ha renunciado a nutrirlo y cuidarlo, en función de una elemental razón: es oriunda de aquellos lares. En su lugar, emerge y ha crecido con fuerza el del diputado local, Isidro Duarte Cabrera. Pero ni Ríos Piter ni Sofío, tienen buenas expectativas. Por salud pública, deberían jubilarse. Porque de todos los males y vicios que criticaron del PRD y de la partidocracia, fueron beneficiarios. Su doble moral los comprime contra el suelo.

HOJEADAS DE PÁGINAS…La cacería contra el líder criminal de la banda Los Tequileros, Reybel Jacobo de Almonte, que opera en el municipio de San Miguel Totolapan, se tornó implacable por parte del gobierno estatal. Y está bien. Pero la pregunta es obligada: ¿por qué razón no se aplica esa misma estrategia contra el otro líder de la organización delictiva La Familia Michoacana, Johnny Hurtado Olascoaga?